sábado, 19 de marzo de 2016

Equilibrio

Ahora que son días de descanso para algunas personas, pueden aprovechar para cultivar algunos de los equilibrios que son importantes en nuestras vidas como por ejemplo:
- Equilibrio entre hacer, pensar, sentir
Para frenar el ritmo interior de "hacer y hacer y hacer" o "pensar, pensar y pensar", o "sentir y sentir y sentir", hay que forzarnos un poco al principio para hacer lo otro, para entrar en equilibrio. Si te la vives haciendo y pensando mucho, date unos momentos por sentarte a sentir, antes de correr al celular o a la televisión o recoger tu casa desenfrenadamente, haz un alto, siéntate, cierra tus ojos y siente tu interior.
- Equilibrio entre ser y hacer
Al dejarte sentir y bajarle al hacer, podrás conectar con tu ser, y esto también lo puedes conectar cuando convives con otras personas auténticamente, cuando meditas, cuando te relajas, cuando bailas o simplemente cuando te dejas ser. Date cuenta que no porque dejes de hacer cosas "productivas", significa que estás perdiendo el tiempo. Una buena inversión de tu tiempo es estando sin hacer nada en especial.
- Equilibrio entre mundo terrenal y mundo espiritual
Hay que tener un equilibrio entre esas acciones relacionadas con vivir en ésta Tierra (comer, producir, trabajar, cultivar), y equilibrio entre nuestra vida espiritual (el sentido que tiene nuestra vida, soñar, contactar nuestro ser interno, etc). Así es que ahora en vacaciones date un tiempo para contactar con tu lado espiritual para después regresar con más claridad al terrenal.

- Equilibrio entre estar contigo y estar con los demás
Los humanos somos seres sociables, pero también somos seres introspectivos. Necesitamos tiempo para convivir con otros y tiempo para convivir con nosotros mismos. Si no estás acostumbrado en alguno de estos dos sentidos, al principio podrás sentirte incómodo, pero después de romper el confort (contigo o los demás), puedes volver a fluir. Así es que date tiempos de estar contigo mismo y tiempos para los demás.
- Equilibrio entre el cuidado personal y el cuidado a otros
A veces giramos nuestras actividades, tiempo y dinero en invertirlos al cuidado de los demás, o bien, a veces todo gira alrededor de nosotros. Así es que de vez en cuando equilibra ésta situación, cuídate a ti mismo primero, y una vez satisfecho podrás dar tu amor a los demás.
Así es que...¿qué vas a hacer para dejarte sentir más? ¿qué vas a hacer para bajarle a tu ritmo interior? ¿cómo vas a cuidarte a ti mismo? ¿de qué manera disfrutas estar contigo mismo?
Publicar un comentario